viernes, 23 de diciembre de 2016

Ayuntamientos por el empleo



El verdadero objetivo de las políticas de austeridad implementadas en los últimos años ha sido privatizar los servicios públicos. Esta estrategia neoliberal ha supuesto la paralización de las ofertas de empleo público en todas las corporaciones locales y las administraciones en general.

Desde 2012, los Presupuestos Generales del Estado han restringido las ofertas de empleo público, y los Ayuntamientos  han visto mermadas sus plantillas. En muchos casos han recurrido a contrataciones externas con empresas privadas para prestar los servicios, lo que ha supuesto la sustitución del trabajo estable por empleo precario, con salarios de miseria y sin derechos. Y, paradójicamente, con un mayor gasto municipal.

Además, estas restricciones han impedido a muchos ayuntamientos el rescate de servicios municipales privatizados, y han impedido acceder a empleos públicos a toda una generación de jóvenes, condenándolos al desempleo o a la precariedad.

En algunos municipios, como Málaga, la situación es mucho más grave, pues tienen que prestar los servicios públicos con menos plantilla que en 2012, a pesar de que se ha incrementado la afluencia turística y, por tanto, la población residente y turista a la que hay que prestar servicios.

El resultado es una pérdida notable de la calidad de los servicios públicos que se ofrecen por los ayuntamientos.

Son muchos los ayuntamientos que, como el de Málaga, tienen capacidad económica suficiente para generar empleo. Pero, aunque el gobierno municipal quisiera, que no quiere, no podría hacerlo por la prohibición del Gobierno en la Ley de Presupuestos Generales, que pretende adelgazar el sector público y privatizar los servicios, provocando mayor gasto, menos empleo y de peor calidad, y peores servicios a la ciudadanía.


Los ayuntamientos pueden hoy generar empleo de calidad, pero para ello es imprescindible y urgente eliminar las restricciones establecidas en los Presupuestos Generales del Estado.

(Publicado en la columna "El ala izquierda de la Casona", del Diario Viva Málaga, el lunes 19 diciembre de 2016)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada